poemas de amor body{ cursor:url(http://cuw.iespana.es/archivos/amor07.ani);} poemas de amor ozna-ozna : El perfume de los recuerdos ozna-ozna

jueves, 15 de octubre de 2015

El perfume de los recuerdos ozna-ozna

El perfume de los recuerdos que a jubilarse se negaba
iba tomando nota como si lo fuera dictando el pensamiento
rodeado de arcones antiguos de museo
que contenían vivencias, flores secas y un sin fin de sentimientos
unos gélidos como el hielo, otros que aún seguían quemando cual fuego
unos con ojeras dibujadas por la melancolía,
otros impregnados de rancios boleros, del dulzor de melindros
colmados por dentro de chocolate deshecho
Trepando por el la calina que tan pronto se volvía fina,
como profundamente intensa
Los pasos del perfume de los recuerdos sin cumplir itinerario
resonaban por los pasajes, por los disertadores silencios,
por los rostros que no deberían ocupar aquel sitio
por otros que le fue imposible oscurecer el tiempo
unas veces creando su propio patio de recreo
otras acelerándose al sentirse mojados por gotas de flores de almendro
A veces estremeciendo al alma cuando más allá de los confines
sin estar autorizados se desplazaban
El perfume de los recuerdos se detuvo de repente
y mirando a la cara a la luna la pregunta
 ¿ Que edad el tiene ?
 ¿ Quien construyó o mandó construir aquel estuche sin florituras ni ornamentos
donde el se refugia cuando decide quedarse inmóvil o permanecer en silencio ?
El perfume de los recuerdos cansado de no hallar respuesta y permanecer mudo
tomo el aspecto de un suspiro manando de unos labios
yendo a instalarse en las manecillas de un reloj de cuco viejo
que al sentirse confusas sin hacerle ningún reproche
se ponen a girar al reverso
Y sin ellas alejarse dejó transcurrir unos instantes para preguntarlas
¿ Ayudareis que me encuentren si algún día en el laberinto de la historia me pierdo ?
Y ellas levantando las cejas, le respondieron :
-" En letras te mudaremos cuando dentro del estuche sientas asfixia
cuando precises libertad para expresar lo más mágico de los encuentros
la soledad y la nostalgia de los momentos
en los adioses y los desencuentros
Jurándole fidelidad las manecillas siguieron con su rítmico tic tac
Y el perfume nacido de las entrañas de los recuerdos
de puntillas entro en su estuche y se fue acostar para evitar llorar
Mientras, afuera el sol totalmente desnudo,
mecido por la brisa del mar, ofrecía a las gaviotas
su espectáculo ceremonioso, mágico y ancestral
creando un mosaico multicolor en el firmamento,
una acuarela deslumbrante de cristal
pretendiendo con ello, con los bohemios
y los locos soñadores confraternizar
su silueta de humo,  su aria, sin ruido
la puerta de aquel estuche empujar y una vez dentro
atrapar los sentidos del perfume y junto a ellos descansar
hasta que tenga que tornar a su mundo llamado, misteriosa soledad

Infinitas gracias entrañables amig@s por a mis humildes letras vuestro respeto y cariño
ozna-ozna
Safe Creative #1510185519208